Textil en Innovate Citizen, festival de cultura maker, DIY y sostenibilidad en Etopia (Zaragoza)

Yarn Bombing y reciclaje denim, presentes en el festival Innovate Citizen de Etopia

Foto de la galería: Etopia. 

Yarn bombing y reciclaje de pantalones vaqueros serán parte de las actividades de Innovate Citizen, un festival en forma de talleres y actividades en torno al DIY y la sostenibilidad que se celebrará en Zaragoza. La cita tendrá lugar en Etopia, Centro de Arte y Tecnología de la capital aragonesa, del 24 al 28 de septiembre de 2018.

Encuentro subversivo de ganchillo en el marco de Muyeres Fest

Paños internacionales de ganchillo completan una acción de Yarn Bombing en Oviedo

Fotos de la galería: Laura Menéndez, propietaria de Mimosa Café Lanar (Oviedo, Asturias)

Paños de ganchillo procedentes de Japón fueron parte de la intervención textil que el pasado día 22 de abril de 2018 congregó a decenas de mujeres en Oviedo. Una iniciativa de Yarn Bombing impulsada por Laura Menéndez, propietaria del gijonense Mimosa Café Lanar, y Alicia, del blog de ganchillo Ali Maravillas, y que atrajo a mujeres procedentes de toda España.

Arancha Sanz, fundadora de Punto y Punto, marca textil artesana aragonesa

El triunfo de la artesanía textil sobre la globalización

Fotos de la galería e interiores: Noemi Martínez Pérez. Entrevista realizada durante la Feria de Artesanía de Aragón, diciembre de 2017, Auditorio de Zaragoza.

Camisetas únicas de diseño al servicio de la felicidad infantil. Eso y mucho más es Punto y Punto, marca especializada en prendas infantiles fundada por Arancha Sanz, diseñadora gráfica que ha forjado una vasta red de clientes en mercados artesanos del norte de España gracias a la exclusividad de sus creaciones. Una línea textil alejada del e-commerce y sustentada en una tienda nómada y cercana que brota paso a paso entre los pastos de la globalización.

Punto y Punto es la apuesta personal y familiar de Arancha Sanz, diseñadora gráfica zaragozana que encontró en el textil un modo de reciclaje profesional tras el cierre de Infodis, empresa de diseño gráfico de su propiedad que no pudo superar la crisis económica de 2008. Un afortunado bache que la condujo a la búsqueda de un medio de vida diferente, basado en la combinación de sus dos pasiones: el diseño gráfico y la costura.