Entrevista a David, cuarto finalista de Maestros de la Costura 3 - La Voz de las Costureras
EntrevistasMaestros de la Costura

Entrevista a David, cuarto finalista de Maestros de la Costura 3

«En moda me gustaría romper los pesadísimos roles de género»

Foto: RTVE

Tierno, divertido y creativo. Así se mostró David, más conocido por su alter ego y marca, Selena Winters, durante la tercera edición de Maestros de la Costura, programa en el que se alzó como cuarto finalista. Este mallorquín de 22 años, admirador de la obra de Balmain, Alejandro Palomo o Miguel Becer, se define como el verdadero torbellino que pudimos conocer en los diez programas en los que participó. Un concursante que rozó el podium final y que trabaja para crear una línea de ropa en la que los estereotipos de género brillen por su ausencia. Una marca camaleónica, para todo rango de edades, sexos, géneros y condiciones, donde únicamente contará la actitud.

LA VOZ DE LAS COSTURERAS: Ante todo, enhorabuena tu cuarto puesto de la tercera edición de Maestros de la Costura! No ha sido un camino fácil para ninguno de los aprendices. En tu caso, la dificultad parecía radicar en el remate de las prendas, que chocaba con tu capacidad creativa. ¿Qué crees que te hubiera hecho falta para plasmar tus ideas en la tela de la manera que tenías en mente?

DAVID: Muchísima más técnica, muchísima más. Pero, ¿sabes qué pasaba? Que mientras yo evolucionaba, también lo hacían mis compañeros, entonces yo siempre iba dos o tres pasos por detrás.

L.V.C.: Una de tus prendas destacó sobre las demás por su ejecución pulida, aquella chaqueta en la que unos grandes lunares encajaban a la perfección. Pero, ¿cuál es el conjunto, de los elaborados en el programa, por el que te sientes más orgullo?

D.: Pues mira, justamente esa chaqueta es de mis prendas favoritas, porque me dio tiempo a terminarla y era lo que tenía en mente. En la prueba que fuimos a la sede de Humana, que yo fui jefa de taller, también me sentí muy cómodo con el trabajo realizado. Hay que decir que yo no cosí mucho, pero era el que daba las ideas. Salieron todas a la perfección. También estoy muy satisfecho cuando le hice ese vestido a medida a la modelo, para irse a Ibiza a tomar unas copas con sus amigas. Sentí que le favorecía mucho y me sentí como una diseñadora chulísima.

L.V.C.: En tu presentación te defines como un torbellino. ¿Así sería también esa marca de ropa que te gustaría sacar adelante? ¿Cómo la definirías? ¿A qué público se dirige Selena Winters?

D.: Guau, ¡qué pregunta tan difícil! Me considero bastante camaleónico, puedo ser una chica súper indie, como que puedo ser la más moderna del lugar. Pues mira, al target al que me gustaría llegar va desde una señora de 50/60 años al moderno underground que se mueve por las ciudades de España (eso sí, bien castiza). Quiero decir, vestir igual a una persona de 55 como a otra de 25, y que lo único que cambien sean algunos complementos y la actitud.

L.V.C.: La moda va más allá de la mera estética y trata de enviar un mensaje al mundo a través de la indumentaria. ¿Cuál es el mensaje de Selena Winters?

D.: Pues, obviamente, en primer lugar me gustaría romper los pesadísimos roles de género, porque ¡QUÉ PEREZA! Después, transmitir un sentimiento mío, una etapa de mi vida, no sé… que mi ropa hable de mí y que se note que es mía.

Selena es ayudada por la Terremoto de Alcorcón en la final del programa. Foto: RTVE

L.V.C.: La visita de los familiares a las puertas de la final fue muy emotiva para todos los aprendices. ¿Qué supuso para ti el apoyo de tu familia en el programa?

D.: A mis padres nunca les han hecho gracia ni el mundo de la costura ni el de la tele. Verles en ‘Maestros de la Costura’ fue muy fuerte, porque significa que tengo su apoyo en todo lo que haga, y eso es genial. Me dio muchos ánimos y fuerzas, la verdad.

L.V.C.: Tu relación con el jurado parecía buena, sobre todo con Alejandro Palomo. ¿Has conseguido conservar alguno de los modelos que te prestó para tus últimas apariciones en el programa?

D.: Jajajaja Pues no, pero me quedo con que iré a su taller y allí seguro que me podré probar muchas más prendas.

L.V.C.: ¿Te sientes más costurera o más diseñadora?

D.: Diseñadora 100×100.

Un momento del programa. Foto: RTVE

L.V.C.: Muchas de las personas que cosen lo hacen porque tienen una relación emocional con la costura debido a la contemplación de una madre o una abuela fabricando prendas para toda la familia. ¿Qué significa para ti la costura?

D.: Yo, sinceramente, he tenido mala suerte en ese aspecto, porque no he nacido rodeado de nada de eso. Ni mi madre, ni mi abuela, ni mi padre cosían, así que yo aprendí en la Universidad.

L.V.C.: ¿Tienes alguna anécdota divertida relativa a tu aprendizaje en costura?

D.: Pues… se me da mucho mejor manejar la maquina antigua que la moderna, con eso te lo digo todo.

Un momento del programa. Foto: RTVE

L.V.C.: ¿Cuáles son tus mayores fuentes de inspiración en tu proceso creativo?

D.: Mmm. Pues esto depende de muchos factores. Depende de lo que vaya a crear. Puede ser una canción, un recuerdo, un atardecer, un olor… ¡qué genial es el proceso creativo, sinceramente!

L.V.C.: ¿Cómo te gustaría definir tu estilo? ¿Y a ti misma?

D.: Siempre lo digo, no tengo estilo, soy un camaleón. Me encanta ir en traje, en vestido… Las cadenas me flipan, los 2000 me pierden, los 80… Así que me quedo con la definición de camaleónica.

L.V.C.: ¿Con qué te quedas de tu paso por el concurso? ¿Qué aprendizajes técnicos y personales te llevas?

D.: ¿Con qué me quedo? Es que solo me han pasado cosas súper bonitas, no te podría decir solo una. En cuanto a la técnica, con miles y todo gracias a Margarita, a Begoña, a La Brava, a Borja… y, obviamente, a las clases que teníamos durante la semana. En lo personal, tengo muchísima más confianza en mí misma y hace más el que quiere que el que puede.

Un momento del programa. Foto: RTVE

L.V.C.: ¿Cómo supiste de Maestros de la Costura? ¿Cómo te animaste a participar en el programa? ¿Qué recuerdas del proceso de selección?

D.: Estaba en clase un día y mi directora me dijo: “Selena, apúntate a esto, que te pega un montón”, y así fue. Para mí, el proceso de selección fue súper divertido, me lo pasé genial, conocí gente chulísima y, además, me seleccionaron. ¿Qué más puedo pedir?

L.V.C.: ¿Cómo te gustaría ser recordada tras tu paso por el programa? Como una chica chulísima, que evolucionó un montón y se convirtió en la cuarta de España.

L.V.C.: ¿Crees que Maestros de la Costura servirá para poner en valor la artesanía en la costura?

D.: ¡¡¡Dios mío!!! Claro. ‘Maestros de la Costura’ es un programa maravilloso, que trata la costura con mucho mimo y amor.

L.V.C.: ¿Cómo te gustaría que se desarrollara tu carrera profesional?

D.: Mira, ahora me siento con el poder de hacer cualquier cosa, no me cierro a nada. Me gustaría poner en marcha mi marca, trabajar con Alejandro Palomo (y aprender mucho de él) y hacer cosas divertidas como ir a ‘MasterChef Celebrity’ ¡jajaja! Sería mi sueño.

Siguiente artículo #fabricatextilencasa durante el confinamiento por Covid-19, iniciativa de la Real Fábrica de Tapices
Artículo previo HAC_R (Zaragoza) añade la especialidad de diseño gráfico a sus estudios de moda

Related posts

0 Comentarios

No Comments Yet!

Puedes ser el primero ¡comenta este artículo!

Deja un comentario

*

code